sábado, 13 de agosto de 2011

"La General Motors mató las calles"

Noticia sacada de: Público.es

David Byrne se convierte en activista de las dos ruedas, tras su -Diarios de bicicleta'. El exlíder de Talking Heads reclama una ciudad humanizada para los ciudadanos y el uso sostenible de los recursos

David Byrne llegó a México para hablar de las maravillas de desplazarse sobre dos ruedas. Pero una de ellas se le pinchó y tuvo que coger un taxi para llegar a tiempo. La evangelización empezaba con mal pie, pero el líder de losTalking Heads parece armado contra el desaliento desde hace 30 años, cuando recuperó su bicicleta de la infancia, un viejo ejemplar de tres marchas, para moverse por la ciudad de Nueva York, y hallar un punto de vista que se convirtió en su "ventana panorámica" al mundo.
Hace dos años publicó en EEUU Diarios de bicicleta, que apareció en castellano hace unos meses, en la editorial Mondadori. En ellos declara al mundo su pasión por la bicicleta, cuenta cómo sobre una de ellas se siente "conectado con la vida en las calles". "Me hago rápidamente una imagen mental de la ciudad, algo que no me sucede en coche o incluso en transporte público", dijo el músico. Una imagen que podría ser el hogar que buscaba, con los pies en la tierra y la cabeza en las nubes, en la magnífica canción This Must be The Place (1982): cualquier lugar es bueno si se contempla sobre una bicicleta.
"La bicicleta resuelve no sólo el tráfico, también problemas personales porque acaba con el estrés, te da agilidad, y vuelve la ciudad más amigable", aseguró en pleno DF, una ciudad tan cruda para desplazarse en bici como cualquier otra. En México apenas hay estacionamientos para bicicletas, aunque se han construido los primeros carriles bici con la última Administración y se ha creado el programa de préstamo de bicicletas Ecobici similar al Bicing de Barcelona, en Madrid no existen ofertas de este tipo, que en un año ha agotado las 29.000suscripciones que había presupuestado. A pesar de ser el programa más grande de Latinoamérica, dadas las dimensiones de la ciudad, esta cifra se queda muy corta, en un circuito que se ha reducido a los barrios de clase media alta.
La vuelta a la bicicleta sería la oportunidad para humanizar las calles. Recordó los principios urbanizadores norteamericanos, que privilegian el uso de los automóviles sobre cualquier otro tipo de transporte. "Tenemos ciudades como Los Ángeles, como Austin, Texas, donde no hay ni dónde ir", explicó y sacó una foto del centro de Houston a las once de la mañana, en un día laborable. Apenas tres personas cruzan las calles y aceras.
"Esto no es saludable. Cuando vives en una ciudad así, donde por tu ventana ves estacionamientos y autopistas de diez carriles, no puedes reflexionar sobre ti mismo. No hay vida, no hay negocios, ni música, ni cafés, no hay comunicación. Sólo espacios de almacenamiento. Los ciudadanos no confían en sus vecinos. Nos quieren decir que si decimos algo, puede ser peligroso", dijo el artista.


Noticia completa en: publico.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada